Dermatitis atópica: qué es y como tratarla

Dermatitis atópica aloe vera

Cuando la dermatitis tiene un origen alérgico, recibe el nombre de dermatitis atópica o eccema atópico. Es también conocida con el nombre de eczema atópico y afecta a personas con tendencia a sufrir alergias, de ahí que es relativamente frecuente que una persona con dermatitis atópica también tenga rinitis o asma, por ejemplo.

Muchos alimentos pueden causar reacciones alérgicas, aunque las proteínas, que son más grandes que otras moléculas, son las causantes más frecuentes. Lácteos, frutos secos, cacao, e incluso ciertos metales, tejidos o productos generan alergias. Son habituales los casos de personas con alergia a los perfumes, ciertos cosméticos o los productos de limpieza, por ejemplo.

Volviendo al caso de la dermatitis atópica, se manifiesta en la piel de diferentes formas. Algunas de ellas son:

  • Enrojecimiento e irritación de la piel.
  • Descamación y/ o sequedad.
  • Ampollas o heridas.

Estas manifestaciones pueden surgir en la piel de cualquier zona corporal, aunque es cierto que son más frecuentes en las extremidades (especialmente, en los codos y las rodillas), la espalda, la cara o las orejas.

Aloe vera, el mejor tratamiento natural para la dermatitis atópica

El aloe vera se utiliza como tratamiento natural de las lesiones de la piel desde la antigüedad. Normalmente, se corta la hoja, se pela, se lava y se extrae de ella la “carne” del interior, que se aplica sobre la piel. El problema del aloe es que su textura no permite la penetración total en las capas más profundas de la piel, un problema que sortean las cremas naturales Vera Green.

El jugo de aloe vera de Green Frog tiene una calidad extraordinaria. Es ecológico y fresco y se recomienda tomar 50 cc del jugo de 1 a 3 veces al día antes de las comidas principales para experimentar sus beneficios desde el interior. Ese mismo aloe vera bio se utiliza en la fabricación de las cremas Vera Green.

Estas cremas contienen el aloe vera como ingrediente principal, pero, además, su efecto se completa con otros extractos naturales que incrementan la velocidad en la curación de lesiones.

Cuando los síntomas de la dermatitis son leves, se suele utilizar Vera Green Dermo Bio. Los médicos recomendamos de 1 a 5 aplicaciones diarias directamente sobre las zonas lesionadas. Además, se puede utilizar como hidratante diaria y aprovechar su efecto preventivo.

En casos de lesiones más graves o persistentes, recomendamos también de 1 a 5 aplicaciones diarias, en este caso, de Vera Green Dermo Therapeutic. Si son casos muy complicados, lo ideal es aplicar la crema y cubrir la zona afectada con una gasa o apósito.

Como decíamos al principio, la dermatitis atópica es una enfermedad alérgica. Sabiendo eso,  la persona afectada debería buscar los posibles alérgenos causantes de su dermatitis y eliminarlos de su dieta o del contacto diario.

¡Cuídate con nosotros!

Cremas Vera Green.

Jugos Green Frog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *