Consejos para evitar la astenia primaveral

Combate la astenia primaveral

Cuando llega la primavera muchas personas se quejan de un cansancio físico e intelectual, debilidad y falta de vitalidad, sin que haya una causa aparente, incluso sin hacer esfuerzos especiales, es lo que llamamos la astenia primaveral y suele aparecer cuándo mejora el tiempo y vienen algunos días de más calor después del frío del invierno.

Lo más frecuente es que las causas de la astenia sean el estrés agudo y crónico, el exceso de actividad, la falta de descanso, dormir pocas horas, el consumo de estimulantes, los impactos emocionales y las enfermedades crónicas. Y es más frecuente en primavera porque en el otoño y en el invierno el cuerpo gasta mucha energía para mantenerse caliente y en seguir con la actividad normal a pesar del frío. En este periodo también se acumulan muchas sustancias tóxicas en el tejido conjuntivo y cuándo viene el calor salen al exterior y el cuerpo tiene que eliminarlas rápidamente lo que supone un gran esfuerzo y se genera cansancio.

Nutre tu organismo

Así que si quieres evitar la astenia primaveral lo mejor que puedes hacer es prevenirla durante el otoño y el invierno descansando adecuadamente, no forzando al organismo y evitando tomar estimulantes. Si ya has llegado tarde y aparece la astenia debes darle al cuerpo todos los nutrientes adecuados para mantenerlo y ayudar a limpiarlo de esos tóxicos. Una de las mejores maneras de hacerlo es tomar el jugo de aloe vera de Green Frog, 3 vasitos al día, uno antes de cada comida, ya que puede a ayudar a mejorar la vitalidad de una persona cansada. Además aporta una serie de importantes nutrientes, como vitaminas y minerales, que van a ayudar mientras dure la depuración primaveral.

Descansa

Y es muy importante descansar todo lo que cada uno pueda, porque la astenia es sinónimo de cansancio y la mejor manera de recuperarse del cansancio es dormir horas suficientes. Habitualmente es necesario dormir 8 horas al día pero cuando hay astenia es mejor intentar dormir 9 o 10 y aprovechar los fines de semana para descansar y dormir más.

Mantente hidratado

También hay que tomar muchos líquidos para ayudar al riñón a eliminar sustancias tóxicas y hacer una dieta depurativa preferentemente con productos vegetales como zumos de frutas y batidos de verduras, también ensaladas frescas y verdes o licuadas y también es necesario tomar semillas como los cereales integrales, en sus muchas presentaciones, el sésamo o las legumbres.

Olvida las “ayudas”

Y nunca se debe combatir el cansancio utilizando estimulantes como el café, el té, las colas, el cacao o el tabaco ya que, aunque inicialmente dan una sensación de más energía disponible, lo que realmente provocan es un cansancio mayor al gastar una energía que teníamos reservada para otros momentos o actividades, y además se generan adición.

Artículos relacionados:

Batido contra la astenia primaveral.

Cómo afrontar los cambios de la primavera con aloe vera.

Plan detox para volver al gimnasio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *