4 trucos para afrontar los cambios estacionales

Llega el frío

Los cambios estacionales afectan a la salud de las personas, no solo en el ámbito físico, también en lo que respecta a la energía y el estado de ánimo. En esta época, es fundamental que no nos dejemos llevar por las prisas y que nos paremos a escuchar a nuestro cuerpo. Te traemos cuatro trucos para afrontar los cambios estacionales.

1. Cuida tu alimentación

Con los cambios estacionales, es fundamental que cuides tu alimentación. Tu cuerpo necesita vitaminas y minerales. Ten claro que el frío no llama a las grasas y que puedes preparar platos calientes tan sabrosos como saludables. Alcachofas, acelgas, pimientos, judías verdes, alubias y tomates están en temporada, ¡aprovéchalos!

Combina esas verduras con carnes magra en guisos y asados. Haz que esos productos sean base en tu alimentación. A eso debes añadir un paso alimenticio más: cada mañana, empieza el día con un vasito de jugo de aloe vera puro, natural y con vitaminas A, B, C, E y minerales como calcio, sodio, potasio, hierro y zinc.

2. Cuida tus defensas

Con los cambios estacionales llegan las gripes y los resfriados. Cuida tus defensas para prevenirlo, y así podrás disfrutar plenamente de la nueva etapa. Las vitaminas del grupo B y la C mantienen las defensas a raya y ayudan a tu cuerpo a protegerse de las infecciones. Por eso, el jugo de aloe vera biológico también es positivo para esta parte de tu organismo.

3. Haz deporte

El deporte es la manera más natural de mantener tu cuerpo y tu mente en forma. Practicar deporte es la mejor manera de combatir esos periodos de ánimo más bajo asociados a los cambios estacionales. Cuando practicas deporte, tu cuerpo genera endorfinas, unos neuropéptidos que incrementan la sensación de bienestar de las personas.

4. Sal, diviértete

Cuando las horas de luz se reducen y el frío empieza a asomar, puede que tus ganas de quedarte en casa crezcan, que te apetezca menos salir a la calle y realizar actividades sociales. Tomar un tiempo de descanso está bien en algunas ocasiones, pero en exceso puede incrementar el bajón anímico del que hablábamos antes.

Oblígate a salir. Aunque te dé pereza arreglarte, hazlo y ve con los tuyos. Compartir tiempo de ocio con las personas de nuestro entorno es otra manera de que tu cuerpo genere endorfinas.

¡Cuídate con nosotros!

Cremas Vera Green.

Jugos Green Frog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *